CHEQUE CRUZADO

 

 

 

El cheque es un documento mediante el cual se da  a un banco la orden de pagar cierta cantidad de dinero a quien lo presente en la ventanilla.

 

El cheque cruzado es aquél en el que quien lo expide, o quien lo tiene en su poder , traza en su cara principal dos rayas  paralelas en diagonal  que atraviesan  el documento en toda su extensión vertical.

 

El cheque cruzado actualmente es  muy utilizado tanto,  que muchos  cuenta habientes solicitan a sus bancos que los cheques de los talonarios que les entregan  periódicamente, ya  tengan impresas estas dos líneas.

 

GENERALIDADES:

 

Es importante saber que cualquier cheque puede ser cruzado.

 

El banco,  al  recibir un  cheque cruzado no  podrá pagarlo en efectivo, sólo  puede abonar su importe en la cuenta  que el beneficiario del cheque  tenga en el Banco.

 

El cheque  cruzado es de alguna manera comparable al cheque “para abono en cuenta”, a diferencia de que el cheque cruzado si es negociable, es decir, sí puede ser endosado, transmitiendo su propiedad a otra persona. La única limitación  del cheque cruzado está en la forma en que se cobra.

 

Aunque por lo general el  cheque cruzado es a la orden o nominativo (a nombre de una persona determinada) la ley no prohíbe que los cheques al  portador puedan ser cruzados.

 

 

FORMAS DE CRUZAR UN CHEQUE:

 

Los cheques se pueden cruzar de dos formas:

 

a)     General: Cuando solamente se trazan las líneas paralelas sin determinar el banco donde se hará el  cobro del cheque.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


b) Especial: Cuando dentro de las líneas se nota el nombre del banco elegido para tramitar o cobrar el  cheque.

 

 

 

 

 

 

 

 

 


OBLIGACIONES DE LAS PARTES QUE INTERVIENEN EN LA ELABORACIÓN DE UN CHEQUE

 

Banco: Está obligado a pagar el cheque, abonado su importe a la cuenta correspondiente y no deberá pagarlo en ventanilla.

 

Beneficiario: Debe presentar el cheque para abono en su cuenta. Esta presentación la deberá hacer en los plazos que establece la Ley General de Títulos y Operaciones de Crédito.         

 

Librador: En el entendido de que la finalidad que persiguen este tipo de cheques es obtener una  garantía de que su importe no sea pagado en efectivo  a quien no le corresponde, la persona que expide un cheque tiene la  obligación de trazar las dos líneas paralelas en el cheque  para evitar que sea cobrado en efectivo por alguien a quien no le corresponde.

 

 

            ADVERTENCIAS:

 

El hecho de cruzar un cheque, es decir, el “cruzamiento”, no podrá  cancelarse ni corregirse, ya que cualquier intento por enmendarlo esta acción dejaría sin valor al cheque.

 

Cuando  se  reciba  un cheque cruzado,  este debe de ser depositado en los mismos plazos que se señalan para la presentarlo para su pago. Los plazos son:

 

a) Quince días naturales si el cheque se paga en el mismo lugar que se expidió.

b) Un mes si el cheque se paga en lugar distinto de donde se expidió.

c) Tres meses si el cheque se paga en territorio nacional (México) y fue expedido en el extranjero.

 

 

“Cheque cruzado”. Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (CONDUSEF). Vicepresidencia Técnica. Subdirección de Apoyo Técnico de Divulgación. Nº 73. Abril de 2001